El precandidato presidencial Alex Char y su familia, en líos por supuesto secuestro e intento de homicidio

Aída Merlano y Alex Char.

Este domingo el abogado de Aida Merlano, Miguel Angel del Río, anunció que denunciará al precandidato presidencial Alex Char y a los miembros de su familia por el secuestro y violación de la excongresista.

Lo anterior, porque según lo revelado por Merlano ante la Corte Suprema de Justicia, el hoy precandidato y su familia se habrían unido no solo para ayudarla a escapar de la cárcel sino para matarla, lo cual les habría costado 1500 millones de pesos.

Este plan, de acuerdo con una columna de María Jimena Duzán en la revista Cambio, se concibió en 2018 cuando la sede de la excongresista fue allanada en Barranquilla. Allí las autoridades hallaron 180 millones de pesos en efectivo que, según Merlano, eran parte del dinero que les habían entregado Alex y Arturo Char para la campaña.

No deje de leer: Bernal resurge de las cenizas y ya recibió el alta médica

Con relación al plan criminal, Duzán explica que el objetivo de este era impedir que Aida testificará en contra de Arturo Char, por lo que, por ejemplo, en el marco de una audiencia, Merlano recibió una llamada que le pasó un miembro del Inpec en la que le decían que su hija estaba secuestrada por lo que no podía hablar.

Alex Char.

También Duzán reveló que este plan incluía la fuga de la excongresista, el cual se le reveló en principio a Merlano por intermedio de un abogado de apellido Muñetón que la visitó en la cárcel en nombre de los hermanos Char y le dio todos los pormenores de la operación y le dijo “que le iban a hacer llegar una peluca, unos guantes, una cuerda y un colchón para que, al caer del balcón por el que se escaparía, no se lastimara”.

En la planeación de esta fuga, según reveló Duzan, también estaría involucrado el hijo de Julio Gerlein.

Lea también: EN IMÁGENES: 2 muertos por accidentes de tránsito en la autopista Sur

El día de la fuga y tras escapar en la moto, Merlano fue bajada y montada en una bicicleta, en la cual pedaleó hasta llegar a una casa, en la que al dueño le decían el Paisa, quien “le arrebató el celular, y en la segunda noche entró en su habitación y la violó. Con la cacha de su arma, le rompió la cabeza cuando ella se resistió”, escribió Duzán.

El testimonio continúa y dice que Merlano se enteró de que le habían ofrecido 1500 millones de pesos al jefe de la operación para matarla, por lo que le dijo a su cuidador que le daba 20 millones si la sacaba de ahí.

En una entrevista en esta misma revista Merlano no solo confirmó estos hechos sino que dijo que el plan era matarla en Valledupar y enterrarla.